Twitter
Suscripción

Permacultura:

Principios de la permacultura

Permacultura 03/12/2012

 ¿Qué es la permacultura?

Es un Sistema de diseño para la creación de medioambientes humanos sostenibles. La palabra en sí misma es una contradicción, no sólo por el concepto de agricultura permanente sino también de cultura permanente, pues las culturas no pueden sobrevivir por mucho tiempo sin una base agrícola y cultural sostenible además de una ética del uso de la tierra.

La permacultura está basada en la observación de los sistemas naturales, la sabiduría contenida en los sistemas tradicionales de las granjas, el conocimiento científico moderno y la tecnología. Basada en modelos ecológicos, la permacultura crea una ecología cultivada, la cual está diseñada para producir alimento para humanos y animales, que es lo que generalmente se encuentra en la naturaleza.

El objetivo de la permacultura es la integración de sinergias y su interacción entre los diferentes ecosistemas para abastecer sus propias necesidades, que no exploten ni contaminen el medioambiente, y sean sostenibles a largo plazo de forma  económicamente viable.

Los sistemas de Permacultura también tienen una ética básica de  la vida, la cual reconoce el valor intrínseco de cada cosa viviente (Florez, 2009).

Las siguientes aplicaciones serán las formas en las cuales se podrá implementar la ética del cuidado de la tierra en las vidas:

- Pensar bien sobre las consecuencias de sus acciones en un largo plazo. Planificar en pro de la sostenibilidad.

- Donde sea posible utilizar las especies autóctonas del área o las especies naturalizadas, conocidas como beneficiosas.

- Cultivar el área de tierra más pequeña posible. Planificar para sistemas de escala pequeña, el uso de energía eficiente e intensiva (referida en cuanto a superficie, no a gestión) en lugar de planificar a mayor escala.

- Buscar la diversidad, lo policultural. Así se proveerá estabilidad y se ayudará a estar preparado para los cambios  ambientales y sociales.

- Ir hacia el incremento del total de las cosechas: optimizar el rendimiento total proveído por los sistemas anuales perennes, de corto plazo, árboles y animales. Entender también que el ahorro de energía es un rendimiento.

- Utilizar sistemas ecológicos ambientales de bajo coste energético (sol, viento y agua) y sistemas biológicos (plantas y animales). Estos conservarán y generarán energía.

- Volver a gestionar, de nuevo,  el crecimiento de los cultivos y la comercialización de los alimentos en las proximidades a las ciudades y pueblos cercanos, donde tradicionalmente  siempre ha existido este proceso, para así  hacer las sociedades sostenibles.

- Asistir y formar a las personas para que sea autosuficiente, y promocionar la responsabilidad comunitaria.

- Reforestar la tierra y restaurar la fertilidad del suelo.

- Usar todo a su nivel óptimo y reciclar todos los desperdicios.

- Con el enfoque permacultural, habrá que “ver soluciones en vez de problemas”.

- Trabajar donde el trabajo sea útil (plantar un árbol donde pueda sobrevivir, asistir a la gente que desea aprender, cultivar las especies adaptadas al medio).

Bibliografía:

Bill Mollison; Reny Mia Slay. Introducción a la permacultura, Tagari, 1999 (2ª Ed.)

Mollison B., Holmgrem D., Permaculture One: A Perennial Agriculture for Human Settlements, Trasworld Publishers, 1978

 Flórez Serrano J., Agricultura ecológica, Manual y guia práctica, Edicciones Mundi-Prensa 2009).

Comenta pinchando aquí
by-nc-nd Artículo con licencia: Creative Commons